Widgetized Section

Go to Admin » Appearance » Widgets » and move Gabfire Widget: Social into that MastheadOverlay zone

Se solicitan mexicanos para construir la oposición

bdr

Se solicitan mexicanos para construir la oposición  

  • Miguel Ángel Sosa

Twitter: @Mik3_Sosa

 

Si algo quedó claro después de la toma de protesta del presidente López Obrador es que las cosas van a cambiar de raíz, que México dará un golpe de timón y que el poder ilimitado puede ser peligroso.

Que por el momento, las voces a favor y en contra difícilmente tendrán un punto medio. Y que entre los gritos de “déjenlo gobernar” y “autoritario chavista” hay oídos sordos que hacen más difícil que la comunión sea el germen del nuevo sexenio.

Lo anterior a nadie debe sorprender. El discurso de confrontación y división fue un ariete usado por todos los partidos en las pasadas campañas. Se incitaba a denostar al contrario y se logró el objetivo. Hoy nuestro país vive sumergido en ánimos de revancha, segregación y rencor.

Con un sistema de partidos en decadencia el escenario no puede estar peor, pues en la legítima búsqueda del poder, los ciudadanos no tienen otra opción que esta vía para aglutinar esfuerzos a favor de una causa en común.

De los partidos existentes, el PRI agoniza y junta las migajas para aguantar la hambruna que se viene. El PAN, más ensimismado y perdido que nunca, es un elefante lento y perezoso que aún no despierta del knock out.

Mientras tanto Alfaro comanda a las huestes de Movimiento Ciudadano en torno a un proyecto personal al que le falta mucho trecho por andar. También está el Partido Verde, tucán de mil batallas y mil dueños: su futuro, incierto como siempre al mejor postor.

Completan la baraja el lastimado Sol Azteca que reciente el balazo certero al corazón. Se desangra de a poco, sólo él cree que se salvará aunque ya tiene certificado de defunción. Del Partido del Trabajo verán un espectáculo de manos alzadas, de Encuentro Social también.

Quien quiera asumir la oposición está lejos de militar en alguna de estas siglas en pronto desuso. Porque el contrapeso surgirá de la sociedad civil, apostada en hombres y mujeres que legítimamente vigilarán el actuar gubernamental. Parafraseando al nuevo presidente: “el pueblo manda”. Pero no debe olvidar que hay más pueblo del que lo eligió en julio pasado.

Vienen momentos de reacomodo y proyección de nuevos rumbos. Sano será tener voces críticas. Necesario también, que converjan -con bicicleta o sin ella- mexicanos de todos lados para decirle a Andrés Manuel: “no tienes derecho a fallar”.